CHILE: país sísmico

Los suelos de VALDIVIA

Sismo, seísmo, temblor y terremoto significan la misma cosa. Se refieren a todo movimiento del suelo producido por la liberación súbita de energía en la corteza terrestre, en forma de ondas elásticas o sísmicas. Esas ondas son las que agitan la superficie produciendo daños en ella y/o en las construcciones realizadas por los seres humanos. En el uso popular, diferenciamos temblor de terremoto, distinguiendo al primero como el movimiento sísmico más suave, y, al segundo, como el más fuerte, capaz de causar daño y destrucción. Pero en realidad son sinónimos.

La liberación de energía que causa los sismos, es producto del constante movimiento en el que están las placas tectónicas que forman la corteza terrestre de nuestro planeta. Cuando dos de estas placas chocan, el desplazamiento de ambas se dificulta, y se comienza a acumular la energía de tensión. En algún momento, una de las placas se destrabará, liberándose la energía hacia la superficie, causando el terremoto. El punto en la corteza terrestre donde se produce este salto se llama hipocentro, mientras que el punto en la superficie de la tierra directamente sobre el  foco, se llama epicentro.
Después de un terremoto de gran magnitud, es común que lo sigan muchos sismos menores en los alrededores. Estos temblores, conocidos como réplicas, son causados por las readecuaciones de la corteza terrestre alrededor del punto donde se dio el sismo principal. Algunas series de réplicas duran más de un año.

Al ocurrir cerca del litoral, un sismo fuerte puede causar un maremoto o tsunami, que corresponde a una serie de olas de gran energía y tamaño, capaces de causar serios daños en las costas. Para que ello ocurra, el sismo debe ser superficial (su hipocentro debe ubicarse a alrededor de 30 km de profundidad), de gran magnitud (mínimo 7 grados), su epicentro ha de estar en el océano o en la costa, y debe haber perturbado el fondo del mar en dirección vertical.

Pronto tendremos más información relevante en www.terremoto1960.cl.


Este proyecto es una invitación a recordar públicamente el Terremoto de 1960. La idea es contribuir a la construcción de nuestra memoria y al aprendizaje frente a la realidad sísmica de Chile. Aquí puedes conocer esta iniciativa y participar.

Contacto

Valdivia: 063.281778
Santiago: 02.6640170
Móvil: 9.9327062
Email: contacto@terremoto1960.cl
Próximamente: rucos.cl
Síguenos en TWITTER
Encuéntranos en FACEBOOK

Contenido bajo Licencia Creative Commons

Creative Commons License

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 9 seguidores


A %d blogueros les gusta esto: